El Lundu y El Tondero

El departamento de Lambayeque fue uno de los más poblados de esclavos negros para dedicarse a los sembríos de caña de azúcar, algodón, olivo, etc… y Saña fue uno de los que tuvo mayor densidad, estos esclavos ademas de traer su lengua, también trajeron sus numerosos cantos y danzas que interpretaban en las famosas fiestas nocturnas de Zaña.

Nicomedes Santa Cruz realizó algunas investigaciones y encontró que una de estas danzas fue el  «lundu» que quiere decir: Luanda (capital de Angola). Y así como como al bailarín de cumbia se le llama «cumbíambero», al bailarín de «lundu» se le llama «lundero». Antiguamente se veía como una representación del acto sexual y esto escandalizó al clero, motivando anuncios de la llegada de castigos divinos por esta danza del diablo.
Posteriormente apareció el «tondero», variación del término «lundero». Este consta de tres partes: la glosa, el canto, antes conocida como «dulce» y la fuga. La coreografía mantiene de una manera disimulada la intención de acercamiento erótico así como se mostraba en el original «lundu», y las letras se han convertido en alusiones de temas y situaciones amorosas. En la actualidad, ademas de Lambayeque hay diversas ciudades norteñas donde también se practica este baile, como son: Trujillo, y Piura, las cuales se disputan la cuna del tondero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *